13/05/2024, Expansión , E.Utrera

El mal uso de la tarjeta de crédito puede llevar a las familias a una situación financiera límite. Según un estudio de la fintech de intermediación crediticia Agencia Negociadora de Productos Bancarios, seis de cada diez personas hacen un uso pernicioso de las tarjetas cuando las utilizan para cancelar otras deudas o para aplazar el pago de los gastos habituales.

El estudio está realizado sobre la base de 30.000 expedientes de solicitud de operaciones de agrupación de deuda de los últimos 12 meses realizados por la compañía. Una de las conclusiones más llamativas es que el 16% de los solicitantes de agrupación utiliza la tarjeta de crédito para hacer frente al pago de la hipoteca. Un nuevo uso, en palabras del CEO de la compañía, Luis Javaloyes, que "constituye la peor de las decisiones financieras".

Esta práctica consiste en acumular las cuotas del préstamo hipotecario y, en paralelo, aplazar el pago el plazo máximo que permite la tarjeta. Una opción esta última que, según la fintech, utiliza el 95% de quienes utilizan la tarjeta para pagar la hipoteca. "La operativa se repite tantas veces como límite disponible tengan las tarjetas de crédito, incluso suscribiendo la contratación de más tarjetas", señala el informe.

El resultado, según la Agencia Negociadora de Productos Bancarios, es que se convierte un préstamo hipotecario a un tipo de interés asequible (el coste medio de las nuevas operaciones es del 3,57% y el 3,07% a tipo fijo y variable, respectivamente, según los datos de febrero del Instituto Nacional de Estadística), en un préstamo a corto plazo y de alto interés, en el entorno del 25% TAE (tasa anual equivalente).

Mal uso

Pero el mayor mal uso de las tarjetas de crédito se refiere al abono de los pagos de otra financiación con el saldo disponible para liquidar un préstamo más barato. Según la fintech, esta situación se reproduce en el 64% de los casos de sobreendeudamiento de sus clientes.

En el uso inadecuado de las tarjetas tiene que ver también la coyuntura económica. La fuerte subida de los precios de los productos alimenticios y del combustible obliga al 51% de las personas sobreendeudadas a fraccionar los pagos de los gastos esenciales. "Es un indicador de que la situación financiera está a un paso de complicarse", señala el informe.

Además, el 45% de las personas que solicitan una agrupación de créditos emplea la tarjeta para pagar los suministros de energía o de Internet. Por su parte, una de cada tres personas sobreendeudadas financia la compra de bienes de consumo como teléfonos móviles, ordenadores o electrodomésticos.

Una práctica en la mayoría de los casos inadecuada que, según la Agencia Negociadora de Productos Bancarios, dobla los intereses que se pagarían recurriendo a un préstamo personal tradicional. La otra opción es financiar directamente con el establecimiento en el que se adquiere el producto. En este caso los tipos son también más bajos.

Al alza

"El crédito al consumo crece a niveles no vistos desde 2020 y esa fuerte expansión engorda también las tasas de sobreendeudamiento de personas y familias, lo que empuja a muchas de ellas a hacer un mal uso de la tarjeta de crédito, empleándola como vía de escape fácil para cubrir deudas de vencimiento inmediato. Esta práctica supone un aumento de la carga financiera de los consumidores, inasumible en la mayoría de los casos", señala Luis Javaloyes.

Desde Agencia Negociadora se advierte de esta mala praxis de los usuarios y se recomienda utilizar las tarjetas de crédito para lo que están concebidas, que es usarlas para pago completo a vencimiento mensual (sin coste) y usar la capacidad de financiar las compras de manera excepcional.

Con 18 años de presencia en el mercado, Agencia Negociadora de Productos Bancarios ha participado en 400.000 operaciones de financiación gestionadas y más de 10.000 operaciones formalizadas, generando un volumen total de 1.000 millones de euros.

Solicitud de estudio gratuito

Nombre y apellidos
Teléfono de contacto
+34
Franja horaria de contacto
Correo electrónico

Solicitar


Muchas gracias por confiar en nosotros.

Su solicitud ha sido enviada correctamente, nos pondremos en contacto con Vd., a la mayor brevedad posible.

Reciba un cordial saludo.